El genio lo vuelve a hacer

Autores: Diego Fernández & Eduardo Pérez Waasdorp

Chris Clark – conocido por todos como Clark, a secas – es uno de los artistas más prolíficos de una de las plataformas más influyentes de la electrónica de más calidad del panorama: Warp. Ligado a ella desde sus inicios – y de eso hace más de 15 años – Clark ha publicado casi la totalidad de sus trabajos en el sello británico, y este 2017 llega con su noveno álbum de estudio, ‘Death Peak’, disco que, como cada trabajo del DJ y productor de Hertfordshire, ha causado un tremendo revuelo tanto entre la crítica como entre el público. Esquivo, conciso y directo, DJ Mag ES por fin pudo darle caza y charlar con él para traerlo directamente a nuestras páginas antes de su única actuación en España este verano, en la próxima edición de Sónar Barcelona. ¡Press play, maestro!

 

 

¡Muy buenas, Chris! Empecemos yendo directo al grano… ¿Cómo es ser admirador de artistas como Aphex Twin y acabar produciendo discos el mismo sello que él?

Bueno, no es el único artista que admiro o he admirado en Warp. Hay muchos grandes artistas. Llevo en el sello durante casi 18 años, muchos de ellos son casi familia.

Este 2017 publicas tu noveno álbum de estudio, desde ‘Clarence Park’ en 2001. Hemos visto a otros artistas alejarse del formato largo, a pesar de que tú no paras de respaldarlo. ¿Es la mejor manera de entender tu música?

Me encanta componer álbumes, me gusta las limitaciones de un álbum y que te fuerce a pensar un poco fuera de lo típico en música electrónica. Es muy fácil hacer música para DJs, música funcional y diseñada para ser tocada en los clubes. No me malinterpretes, me gusta esa música, y aunque mi disco está más diseñado para un directo, me gusta el formato. Para mí trabajar con las limitaciones de un disco es algo muy enriquecedor.

Publicaste el 7 de abril ‘Death Peak’, un disco con algunas diferencias con respecto a tus anteriores trabajos. ¿Por qué decidiste incluir vocales en muchos de los temas, cuando normalmente es algo no tan presente en tus producciones?

Me gusta el reto de incluir vocales de una forma más sutil. Con este disco es difícil de decir en qué parte de cada tema se encuentra el vocal, porque está muy integrado con los sintetizadores. Para mí eso fue un auténtico reto, ya que los sintes muchas veces suenan como la voz humana y viceversa. Me gusta jugar con los límites de esas expectativas.

Sueles decir que la parte más difícil de cuadrar es la percusión, ¿Qué hay de este nuevo disco? ¿Cuál ha sido tu mayor reto?

Todo fue un reto. No lo hubiera compuesto si no hubiera sido difícil, en alguna forma. Me gusta hacer cosas que me supongan un reto en algún sentido. Creo que el track que fue más difícil de cuadrar fue ‘Catastrophe Anthem’, ya que tenía muchas versiones de este tema, probablemente unas 50, y un día todo cobró sentido cuando integré un coro de niños, y al final acabó saliendo bastante bien.

Primero, nos presentante tu single, ‘Peak Magnetic’ y ahora ‘Hoova’. El primero está muy orientado a la pista, mientras que el segundo es más un track de transición. ¿Es esta la mejor muestra del eclecticismo de este nuevo trabajo?

Bueno, supongo que sí. Ambas funcionan bastante bien en la pista, por lo que he podido comprobar. Aunque no creo que el disco sea tan ecléctico, creo que tiene una paleta sonora bastante coherente que se desarrolla de forma perfecta.

¿Cómo describirías, entonces, tu propio disco?

Bueno, si pudiera describirlo no lo habría hecho.

Dices que quisiste encontrar un punto de inflexión entre polos opuestos. Y, de hecho, este disco tiene ese sonido crudo típico de grabaciones lo-fi, a la vez que suena como si viniera del futuro. ¿Cómo conseguiste este tipo de sonido? Parece que cada vez más artistas usan esos elementos lo-fi…

Sí, bueno, personalmente no es que esté intentando sonar lo-fi. Para mí es una cuestión de color. Y algunas veces puedes conseguir un sonido que encaje de cierta forma con el track y que tenga ese toque grungy, distorsionado. No intento hacerlo todo de esa forma, no intento que todo suene igual. En algún momento, si hay cierta técnica que funcione, la uso. Siempre busco lo que cada track necesita. No se trata de hacer algo lo-fi porque sí, sino lo que la música necesita. Le tienes que preguntar a la música “¿qué es lo que necesitas?”.

Suponemos que adaptarás el disco al directo… Si es así, ¿será una combinación ya planificada de todos los videos juntos o será un proyecto nuevo e improvisado?

Sí, definitivamente. Hay diferentes elementos improvisados en el directo, pero también habrá bailarines en el escenario, lo que veo como algo positivo, ya que es música de baile.

Viendo otros proyectos o colaboraciones como Arca o Anhoni, ¿qué hay de trabajar con otras personas? ¿Has pensado en trabajar en nuevos proyectos, quizá con gente como Jon Hopkins, Murcof or Squarepusher?

Me gusta trabajar con gente que trabaje en campos diferentes al mío. No me gusta trabajar tanto con otros productores electrónicos, porque no creo que el resultado sea algo realmente novedoso. Me gusta trabajar con vocalistas y profesionales del ese estilo. Hay varias cosas en el tintero, pero no puedo hablar de ellas porque aún no están confirmadas.

El año pasado hiciste la banda sonora para la película The Last Panthers. ¿Cómo surge la idea de hacer una película con Warp?

Me gusta mucho componer para películas. Es como tomarme unas vacaciones de hacer discos. Fue por eso.

¿Cómo valorarías tu progresión sonora entre tu último LP, ‘Clark’, y este?

Creo que es una continuación bastante sólida de mi desarrollo sonoro.

¿Qué tan diferente ha sido trabajar en un álbum a hacerlo en la banda sonora de una película?

En una película hay muchas partes dinámica y tienes que considerar las opiniones de otras personas. Eso difiere completamente de cómo suelo trabajar. Por ello es un reto trabajar en las bandas sonoras.

Eres un artista muy prolífico, publicando discos casi anualmente desde 2012. ¿De dónde sacas la inspiración? ¿Empieza todo con impulsos musicales?

Tan solo tengo un gran nivel de disfrute a la hora de hacer música. Creo que todo empieza a partir de allí. Realmente me gusta lo que hago.

Una cosa curiosa de tu música, con respecto a muestras de artistas similares, es que no sueles usar sampling, sino grabaciones de campo. ¿Qué hay de este disco?

No sé quién te ha dicho eso… La verdad es que sí que uso grabaciones de campo, pero también uso samples o drum machines y otras técnicas.

¿Eres fan de los sintes modulares? ¿Qué opinas de la tendencia?

Lo cierto es que no soy tan fan de las configuraciones modulares. He tenido equipos modulares en el pasado, pero ya no los uso tanto. Creo que hay demasiada gente usándolos, son caros y se ha perdido un poco la imaginación a la hora de hacer música. Prefiero usar herramientas más baratas para llevar a cabo mis ideas. Soy de la idea de que si no puedes usar equipo barato para hacer buena música, quizá no deberías dedicarte a eso.

En lugar de preguntarte por tus influencias, ¿Qué haces cuando te metes en el estudio y no fluyen las cosas?

Eso no me suele pasar. Obviamente hay cosas más difíciles que otras, pero disfruto el proceso de superar obstáculos. Sin embargo, no lo veo como estar bloqueado o que las cosas no fluyan. Solo hay que encontrar una forma diferente de afrontar los problemas.

¿Qué tan importante es la parte visual de Clark? Como artista que mima mucho los visuales, ¿no crees que un proyecto visual puede captar demasiada atención, haciendo que la gente se concentre más en esa parte que en la música?

Depende de la calidad. Si son buenos, son un acompañamiento genial a la música. Lo que tienes que asegurarte de que la visión se hace realidad y el proyecto sea bueno.

El Brexit ya es una realidad, ¿afectará tu carrera de alguna forma?

Bueno, ahora mismo no vivo en Inglaterra, sino en Australia, así que no creo que me vaya a afectar mucho.

Este año vuelves a Sónar Barcelona, así como a sus ediciones de Estambul y Hong Kong. ¿Qué tan importante ha sido Sónar para tu carrera?

Es un gran festival. Realmente tengo ganas de ir. Va a ser divertido, ¡siempre y cuando el volumen sea alto y haya mucho bajo!

Leímos que habías recibido clases de música cuando eras niño, pero que tu experiencia no fue la mejor. ¿Qué le dirías a esa profesora que te dijo que nunca te metieras en música electrónica?
¡Le diría que espero que esté disfrutando de su desayuno!

¡Gracias por tu tiempo!

¡Gracias a vosotros!

* Extraido de Dj Mag Es 076