Jeff Mills, Eddie Fowlkes y Jessica Care Moore trabajan juntos por primera vez

Texto: Greg Tate
Adaptación: Helena Bricio

Haciendo una retrospectiva, tal vez el problema con el American Dream que vendieron a varias generaciones fue que había demasiado materialismo y no había suficiente sueño… O que no había espacio para soñadores estadounidenses que podían imaginarse mundos futuros más allá de los que satisfacen necesidades materiales básicas. A principios del siglo XIX, Detroit se convierte en referente visionario internacional en diseño e industria. El futurismo que inundó la ciudad sigue todavía presente en sus calles.

Las industrias automotrices de Detroit abrieron paso a los trabajadores afroamericanos y fueron tan milagrosas en avances como el nacimiento de una pesadilla racial: exilios desde la pobreza de la esclavitud del sur con promesas de salarios industriales. Ciudadanos refugiados y fugitivos del infierno enloquecido que se escondía debajo de la línea Mason Dixon de Jim Crow. A pesar de ser desafiados financieramente, estaban al mando de lo que sería la cultura musical más impactante, influyente e inspiradora que el mundo había visto desde las épocas barroca y postbarroca.

En Detroit surgieron figuras, géneros y prototipos que fueron innovadores, como Motown, Aretha Franklin (un género en sí misma), el ur-punk de Iggy y The Stooges, MC5 y Death. Además de todo el gospel bop evangélico de las hermanas Clark, la extensión espiritual de Phil Ranelin y The Tribe, o el piano encantado de Geri Allen y, por supuesto, el Detroit Techno.

¿Pero quiénes son The Beneficiaries?  

Reconocemos a Jeff Mills y Eddie Fowlkes como dos de los creadores y progenitores de Detroit Techno; y como artistas que han mantenido una práctica de casi 40 años como prolíficos guardianes de la llama musical que avanza la cultura de la Motor-City.

Jessica Care Moore es una poeta, editora, líder de banda, empresaria de eventos multimedia y artista de grabación internacionalmente reconocida. Regresó a su ciudad natal casi en decadencia después años en Atlanta y Nueva York, donde se ha ganano el respeto en la noche de los aficionados al legendario teatro Apollo Theatre. Sus habilidades como poeta llenan de tapices líricos a The Beneficiaries, con una fuerte carga política, profética y radical del movimiento de la libertad afroamericana en el Techno de una forma evangélica que nunca antes se había escuchado.

Mills, Fowlkes y Moore son beneficiarios de los legados multidimensionales de autosuficiencia y futurismo sónico del Black Detroit. Representan un triunvirato de diversidad que proviene del omniverso creativo de Detroit, reuniéndose para establecer una encrucijada de sus propios conjuros y coordenadas. Juntos por primera vez en ‘The Crystal City Is Alive’: una vibración energética de respeto mutuo, arte y posibilidades polirritmicas. El álbum estará disponible a partir del 24 de julio mediante Axis Records.