El cumpleaños de Coxy siempre se las trae

Autor: Taty Muñoz
Fotos: Resistance

El final del mes de julio siempre es sinónimo de un gran acontecimiento, que suele celebrarse todos los años en la isla de Ibiza. No es otra cosa que el cumpleaños de que es quizá el artista más querido de la escena electrónica mundial: Carl Cox.

Este año, de nuevo, ha sido RESISTANCE, la fiesta más techno de Privilege Ibiza, la agraciada con la presencia del rey de reyes, además de todos los amigos de Coxy que formaron parte de la celebración.

Siendo probablemente la noche más esperada del verano, Privilege Ibiza se vistió de gala desde bien temprano, abriendo sus puertas a las 22h con el aliciente de un b2b de leyenda: el del propio Carl con Nic Fanciulli. Durante dos horas, los dos titanes británicos estuvieron repartiendo temazos a diestro y siniestro, desprendiendo un buen rollo y una complicidad totales.

Justo al término de su sesión, Fanciulli se dirigió a abrir la Main Room, mientras que en la Terrace, empezaba una de las sorpresas de la noche. Eats Everythig y Hot Since 82 fundían sus sets en una sesión extendida. Sin duda, ambos DJs tienen una compenetración tremenda y así lo demostraron durante su set, en el que fueron transitando por avenidas techno, house y tech-house con un marcado carácter underground. Mientras Hot Sice 82 daba pinceladas house, Eats ponía el groove y sin duda entre los dos se marcaron el set de la noche.

Mientras tanto, en la Main y tras la sesión de Fanciulli, tomaron el relevo otro de los b2b esperados de la noche. Loco Dice y Jamie Jones hicieron un set bailable, divertido, donde fue Jamie el que tuvo la voz cantante durante la mayor parte del tiempo, aunque Dice no dejó de poner su toque personal cada vez que tomaba el relevo. Hay que destacar que tanto Nic Fanciulli, como luego Jones y Dice, se mantuvieron en una línea musical tech house, muy bailonga, que contrastaría con el cierre de Carl Cox en la Main Room, y de Charlotte de Witte en la Terrace.

Y llegando a los closings de la noche, como decíamos a cargo de Coxy y Charlotte respectivamente, las revoluciones saltaron por los aires, ya que ambos decidieron recorrer avenidas más cercanas al techno. Cox, por un lado, revolucionó la Main Room como un huracán, subiendo la energía de la sala como solo él sabe. Los momentos de complicidad con el público, sus incursiones al micro y, sobre todo, su gran selección musical hacen que visitar a Cox el día de su cumpleaños en su isla, Ibiza, sea una experiencia única.

En cuanto a Charlotte, en la misma línea de Coxy, pero de forma más progresiva, fue subiendo las revoluciones de la Terrace hasta adueñarse de la situación, demostrando que en Ibiza se siente como en casa.

Así llegaba a su fin la fiesta de cumpleaños más famosa de la isla. Según se comenta, Privilege batió records de asistencia este día. No nos extraña. Celebrar junto a Carl, lo merece.

* Extraído de DJ Mag ES 104